¿Quien ha sido el mejor novato venezolano?

Los debutantes más recordados tradicionalmente suelen ser los condecorados a Novato del Año o aquellos de quienes mucho se espera, salvo algunas excepciones.

Entre esos condecorados debutantes entre nacidos en Venezuela están los galardonados a Novato del Año Luis Aparicio, Ozzie Guillén y el más reciente reciente premiado Ronald Acuña Jr., quien ganó la distinción por su desempeño en el 2018… ¿Pero esto los hace los mejores novatos?

En la temporada debut de Aparicio registró un WAR de 1.5.

Don Luis registró sólido desempeño dejando record de .266 avg, .311 obp con 21 estafadas. Jugó la más elegante pelota caribe; repartir hits, robar bases, mostrar buen guante y hacer las jugadas pequeñas en aquel año debut y último año antes de comenzar la entrega del guante de oro, 1956.

En 1956, el de Medias Blancas Luis Aparicio es nombrado novato del año en la Liga Americana. Aparicio lideró en bases robadas ese año y lo harìa por nueve temporadas seguidas. Fue El Rey de las Bases Robadas en la Liga Americana.

El siguiente año, 1957 hizo suficiente merito como para una primera premio a guante de oro, sin embargo el ganador del mismo fue Roy McMillan. De 1958 en adelante, Aparicio dictaría catedra de fildeo y mostraría suficiente talento al bate como para consolidar un puesto entre los mejores y más importantes de la historia.

Te Recomendamos Leer:  La ciencia en las estadísticas de bateo avanzadas.
Ozzie en su primera temporada culminó con un WAR de 2.3.

Un promedio de  .273, .291 de embasado, un slugging de .358 y una presencia imponente en el campocorto le bastó al nativo de Miranda, Oswaldo Guillen para hacerse el premio de Novato del Año en 1985 sobre uno de los mejores abridores de México, Teddy Higuera. En 1992 Guillen tuvo un incidente en el campo que lo aparto del juego, sin embargo Guillen tuvo uno de los guantes más sólidos en las grandes ligas que le vale equipararle incluso con “El Mago Ozzie Smith”.

Aun que ud. pueda brincar del asiento y cuestionar tal aseveración, Guillen entre 1986 y 1991 según la estadística con que Fangraphs mide la eficiencia defensiva del jugador fue superior al otro Ozzie, con la diferencia que en el mismo período el de Chicago ganó solo un guante de Oro, contra cinco del jugador de San Luis.

A pesar de ser el Mejor Jugador Venezolano y el jonrón que le dio a Roger Clemens, Cabrera solo tuvo un “ganados sobre el reemplazo” de 0.6 en su año debut.

Un jugador que no ganó premio a novato pero se esperaba mucho (y lo entregó) fue Miguel Cabrera. En la temporada de 2003, Miggy dejó como números .268 de promedio de bateo, .325 OBP y .468 de slugging con 12 jonrones. Esto fue insuficientes para ganar la justa por el galardón a mejor novato a su compañero de equipo, “el tren” Dontrelle Willis. Willis, merecidamente se llevó los más altos honores por ganar 14 juegos y dejar efectividad de 3.30, en esa temporada en que ambos (junto con el resto de los Marlins de Florida) lograron conquistar la serie mundial.

Te Recomendamos Leer:  Un 2020 de 162 juegos. Parte I.
Ronald Acuña Jr. tuvo un alto WAR de 4.1 para ser novato.

Ningún pronóstico hasta el 2016 pudo haber proyectado lo que lograría Ronald Acuña Jr. Apenas en la campaña del 2017 hizo todos los méritos necesarios para entrar por la puerta grande a las Grandes Ligas. El de la Sabana, comenzó el 2018 siendo el prospecto número 1 según Baseball América.

El novato de los Bravos de Atlanta, además de igualar o superar varios records en las mayores como el de ser parte del exclusivo club de jugadores que a los 20 años logra despachar 25 o más jonrones en una temporada, también supero casi todos los números en categorías ofensivas entre bateadores venezolanos.

Ronald Acuña Jr., finalizó el 2018 con .293 avg,   .366 obp, .552 slugging con 26 jonrones y 16 bases robadas que resumirían un WAR de 4.1 y que le valdría la distinción a “Novato del Año” en una interesante competencia con el dominicano Juan Soto.

Te Recomendamos Leer:  ¿Porqué Bob Abreu fue infravalorado ?
Ningún novato venezolano en su primer año tuvo mayor WAR que Freddy García.

Antes de abordar el caso de Freddy y sus números hay que recordar que tuvo que ser novato en la era de los esteroides lo que le ponía las cuestiones más dificiles a todos los lanzadores

Este abridor que recientemente actuó en la Liga Venezolana de Béisbol Profesional con los Tigres de Aragua en su año de novato (1999) ganó 17 partidos con los Marineros de Seattle y aunque la efectividad de esa temporada debut no le haga justicia (4.07 ERA) tuvo un ERA+ de 122, lo que implica  fue 22% mejor que el pitcher promedio.

Freddy no ganó premio al novato del año como lo suscitado con Aparicio, Guillen y Acuña, tampoco tenía una fama que le precediese como la que tenía Cabrera pero los números globales le valieron obtener un valor sobre el reemplazo de 5.4, 1.3 victorias más que Ronald Acuña Jr.

La campaña en que debutó hubo una estrella que además de dejar abultados números hizo mucho ruido, el futuro Salón de la Fama, Carlos Beltrán.

Freddy García tuvo el mejor WAR entre los jugadores votados a novato del año, inclusive por encima de Beltrán que concluyó con un valor sobre el reemplazo de 4.7 en esos años previos a la Sabermetría. Lo registrado por el venezolano le valió solo suficiente para ser el segundo novato mejor votado.

En 2019 García no tuvo mayor entre los elegibles al Salón de la Fama, tal como paso con las votaciones al novato del año, pero sin duda los latinos siempre le agradeceremos por ser pieza fundamental en aquel equipo ganador de la Serie Mundial de 2005 dirigido por Ozzie Guillen.

Ahora le sumaremos algunos méritos cuyos resultados (a través de galardones) no fueron de la mano pero si son satisfactorios.

Ilustración 1 Freddy García además de conquistar  la Serie Mundial de 2005 es el venezolano con mayor WAR (según Baseball Reference) en su año debut, incluso por encima de sus compatriotas galardonados con “Novato del Año” Don Luis Aparicio, Ozzie Guillen y Ronald Acuña.

2 comentarios

  1. No creo que hayan robado a F. Garcia, aunque de haberlo ganado Freddy no era descabellado y sería aceptado por la opinión pública deportiva ya que méritos suficientes tenia; pero ese año volvió a suceder que un pelotero COMPLETO causa mucho impacto, Beltran bateó, corrió y defendió primores.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *